viernes, abril 22, 2005

La piratería.

Si navegamos por Internet, vemos la tele, escuchamos la radio o leemos un periódico, en resumen, que no vivimos desconectados del mundo, seguro que lo de la "piratería" es un tema que estaremos hartos de oír.

Cuando uso la palabra piratería todos sabemos a lo que me refiero, a las ventas ilegales de música. Pero más de uno habrá pensado en algún sistema de compartir ficheros como eMule, Kazaa o Gnutella. Que no les guste a las discográficas o a muchos artistas no significa que sea piratería.

Cuando se habla de este tema siempre surge otro, el canon, del que se habla más que del hambre, la guerra o la contaminación. Hasta yo, un anónimo ciudadano, escribo sobre él. Nunca he visto moverse tanto a la gente y con tanta constancia por algo que les supone en su economía mucho menos que el precio del agua, la electricidad o la vivienda. Pero siempre es motivo de alegría que se unan a protestar y más cuando compartimos los motivos de la protesta.

De todas formas, siempre que leo en algún foro a alguien dando la siguiente justificación a la piratería "para lo que cuesta y la mediocre calidad de la música yo compro pirata" y como es normal yo me quedo O_O. ¡Oh! Excelente argumento. ¡Oye!, para la mediocre instalación del piso y la zona en la que está situado, no te voy a pagar alquiler, en cambio le voy a pagar diez veces menos a este otro señor que está en la puerta del piso para que me deje pasar, porque al fin y al cabo tu piso no me parecía tan mal. Y no te quejes, tu todavía puedes alquilar el piso a otra persona, sobra espacio. Es una comparación desigual, eso está claro. No nos confundamos, sin entrar a tratar el tema muy ampliamente, a las discográficas y a los autores les están robando y en general se tiene una actitud permisiva ante un delito.

No vamos a decir lo perverso que puede llegar a ser el negocio musical, que las discográficas coartan el mercado no dejando mucho margen a la libertad de elección, que limitan la variedad de artistas, que solo promocionan lo que quieren, y, que además, ponen sistemas anticopia que impiden el uso normal de los productos. Eso ya lo sabemos. Aunque la discusión sobre este tema es inevitable, es solo una cara del problema.

La constitución, aprobada por referéndum, ya contemplaba la protección de los derechos de autor, así que si se dan situaciones en las que estos derechos están siendo vulnerados es deber del estado buscar una solución y si es necesario redactar leyes para ello. Pero no hay que pasarse. El canon grabado por VHS o Casette tenía "cierto" sentido, pero en el caso del CD es un despropósito.

Espero que los políticos paren de hacer lo que estan haciendo, den un paso atrás y piensen de nuevo.

PD: En España el intercambio de música por redes P2P, como eMule, no es un delito. Si bien se están contemplando medidas compensatorias para las "pérdidas" que provoca esta nueva situación.

Un par de enlaces sobre este tema, especial mención al de "Confesiones de un Pirata" no tiene desperdicio.
Confesiones de un Pirata
David Bravo
Asociación de Internautas
CC.OO. Anticanon
NoSoyPirata

2 comentarios:

Renis dijo...

Jeje y poniendonos "Duros" el gobierno deberia hacer numeros, cuantas lineas ADSL existen en españa,, cuantas usan para el emule y demas (pq ya que la critican es que habra muchas) y la gran pregunta como se pongan farrucos, que pasara cuando todas esas lineas decidan votar a otro partido XDDD creo que no lo han pensado bien (lo digo pq dicen que ahora quieren incluso poner cannon al uso de las ISP de sus adsl osea que telefonica nos saldra mas cara...aun xDDD

Besos wapeton que da gusto leerte

Ikaru dijo...

Al parecer lo de las ADSL, no va a ir para delante. Pero ahí están las asociaciones de autores y discográficas y medio millón más insistiendo.

Yo estoy por montarme una pequeña asociación de autores y exigir mi parte proporcional con un canon.