miércoles, junio 06, 2007

Parada de seguridad a 3 metros.


Este finde por fin estrenamos nuestros ordenadores de buceo. Maese su Cressi Edy y yo mi Suunto D9, "el cabezón".

Por fin controlamos la inmersión en todo su proceso, también que vamos dejando de ser novatos y la experiencia se nota... ya sabemos qué hacer con el equipo a parte de cargar con él. XDD

Donde rematamos la operación fue al quedarnos en la parada de 3 metros de la sexta inmersión del fin de semana. Ya como Pedro por su casa con nuestros juguetes, porque admitámoslo, aunque su uso es para mejorar nuestra seguridad en el buceo, sin duda para nosotros son juguetes.

A lo que iba, el grupo de nuestra inmersión era de seis personas, una cantidad que encuentro muy cómoda y divertida como grupo de salida. Total, que al llegar a la zona de ascenso, el guía nos dejo a nuestras anchas mientras acompañaba en el ascenso a dos, por estar ya en reserva. Así, los tres restantes, nos quedamos abajo, paseando, por el fondo disfrutando de la esplendida luz que desde la superficie llegaba a nuestros escasos siete metros y que iluminaba peces y demás fauna y vegetación marina que poblaba la zona de inmersión. Un recreo de lo más liberador.

Llegado el momento ya entramos en reserva y tocaba iniciar el ascenso, y con nuestro ordenador nos guiamos, sin más referencias, solo el profundímetro y el tiempo que nos indicaba de espera. Toda una comodidad y para los que entiendan un poco, controlando la flotabilidad que daba gusto.

Esto ya es bucear... en breve B2E.^^

1 comentario:

Maese dijo...

Que pedazo de foto... yo creo qeu tendrías que regalarle la cámara y la carcasa a ese pedazo de fotógrafo, si tota al final es el que saca las fotos que merecen la pena... saldrías hará ganando con respecto a las fotos...
PD: tendrían que hacer la palabra clave también accesible para los borrachos...