lunes, febrero 27, 2006

Algo bonito.

Cualquier ciudad me parecería preciosa en ese momento, pero por mi natal Córdoba, con ese vínculo especial que confiere, por las calles de la judería, un paseo, la suave lluvia, tu compañía, tu amistad, tu mano en la mía, y nada más.

2 comentarios:

Vicente Torres dijo...

Todas las ciudades tienen su encanto, todas tienen su lado bueno que buscar. Lo mejor lo ponen aquellos con los que te encuentras a gusto.

Maese dijo...

como si estubieras mirando la ciudad........